Se estableció hoja de ruta conjunta para acercar los beneficios del desarrollo a los más vulnerables

Lideres de diversas congregaciones religiosas se reunieron en Bogotá para reafirmar su compromiso en torno a la Agenda 2030 y al cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS). El encuentro, presidido por el Ministerio del Interior y el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), permitió presentar la metodología usada por el PNUD para articular a los grupos religiosos en torno al cumplimiento de la Agenda.

Bajo la premisa que la Agenda 2030 debe involucrar a todos los miembros de la sociedad, 20 personas, pertenecientes a organizaciones religiosas, estuvieron presentes en el encuentro donde se presentaron los objetivos, retos y oportunidades que plantea el trabajo conjunto entre múltiples actores en torno a los ODS en el marco de la política nacional de libertad religiosa.

Entre los asistentes estuvieron Lorena Ríos, directora de Asuntos religiosos del Ministerio del Interior; representantes de ACT Alliance – Ginebra; CREAS – Argentina; DIAKONIA de la Iglesia Presbiteriana de Colombia; Lutherans Relief; la Pastoral Social asambleas de dios; el Consejo inteconsultivo religioso; la Red GNRC Colombia; la mesa técnica SÚMATE; los capellanes de Derechos Humanos; Conviventia; la Sociedad bíblica de Colombia y la plataforma Despertando el gigante de la iglesia luterana.

“Este encuentro demuestra que estamos comprometidos a trabajar de la mano del gobierno nacional, los gobiernos locales y las distintas congregaciones religiosas que hay en el país para luchar contra la desigualdad, el cambio climático y generar prosperidad”, aseguró Alejandro Cáceres, oficial de Reducción de Pobreza e Inequidad del PNUD.

De acuerdo con lo expuesto, se busca poner en marcha una hoja de ruta para alcanzar los ODS bajo una perspectiva holística e integral, y al mismo tiempo, comprender el alcance multidimensional de cada objetivo para identificar aquellas áreas específicas que requieren la implementación de acciones y políticas en un territorio.

Para ello es necesario identificar los indicadores y las metas rezagadas para cada territorio, así como los ejes, subprogramas y programas de los planes de desarrollo local, su articulación con las acciones que las organizaciones religiosas ya vienen adelantando, y las posibilidades de convergencia para acelerar la promesa de no dejar a nadie atrás para 2030.

Por su parte, el trabajo con las organizaciones religiosas requiere tener un mapa de los actores estratégicos identificar las intervenciones que deben implementarse para acelerar el cumplimiento de los ODS y superar los cuellos de botella, así como las acciones que permitirían tener un efecto multiplicador para acelarar el alcance de otras metas ODS.

Por último, y tomando como referencia un proyecto piloto en Valle del Cauca adelantado por el Ministerio del Interior y el PNUD, se presentaron los indicadores a alcanzar en ese territorio; las acciones priorizadas para lograrlo y los resultados alcanzados de la mano de las organizaciones religiosas.

Consulte la memoria del encuentro aquí

PNUD En el mundo

Estás en PNUD Colombia 
Ir a PNUD Global