Foro Justicia Para la Paz: Un reto

21-abr-2017

Una paz sostenible requiere, antes que nada, desarmar las palabras y los corazones

Bogotá, abril 20 de 2017.

En las instalaciones de la Universidad del Rosario en la ciudad de Bogotá, se llevó acabo el Foro “Justicia Para la Paz: Un Reto” con el propósito de generar un especio de análisis y diálogo con una mirada integral al gran reto que tiene la justicia transicional y la Jurisdicción Especial para la Paz -JEP-.

Este importante espacio de diálogo estuvo organizado por la Universidad De Rosario, en alianza con El Tiempo, la Fundación Hanns Seidel Stiftung y el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo -PNUD-, y contó con la participación de más de 300 asistentes.

En la instalación del evento participaron Oscar Naranjo, Vicepresidente de la República; José Manuel Restrepo, Rector de la Universidad del Rosario; Roberto Pombo, Director El Tiempo; Benjamin Bobbe, Representante Regional para Colombia y Venezuela de la Fundación Hanns Seidel y Alessandro Preti, Coordinador del Área de Paz, Desarrollo y Reconciliación del PNUD.

Oscar Naranjo, Vicepresidente de la República resaltó que hablar de justicia para la paz es mirar hacia una nueva agenda de país. Agregó que el Acuerdo de paz logró evidenciar el rechazo del recurso a las armas para acceder al poder, sentando un precedente fundamental para el diálogo.

“De tal cuenta, incluir la Justicia Transicional permite dar un gran paso a partir de lecciones de éxito, basadas en un sistema integral que garantice el acceso de las víctimas a sus derechos.  El trabajo de la Unidad de Búsqueda de Desaparecidos y de la Comisión de la Verdad será el mejor legado de este proceso: la primera permitirá satisfacer los derechos de las víctimas para la búsqueda de sus familiares desaparecidos; y la segunda contribuirá a que conozcamos a fondo el qué, cómo, cuándo y por qué del conflicto armado”, destacó el Vicepresidente de la República.

Durante la Instalación, el Coordinador del Área de Paz, Desarrollo y Reconciliación del PNUD, Alessandro Preti, destacó que “el Sistema de Naciones Unidas en Colombia está apoyando decididamente la implementación del Acuerdo de Paz entre el Gobierno y las FARC. La puesta en marcha de un sistema integral de verdad, justicia, reparación y garantías de no repetición es un objetivo primordial para garantizar los derechos de las víctimas, brindar seguridad jurídica y sentar las bases de reconciliación en el país”.

“Confiamos en que la puesta en marcha de la Jurisdicción Especial para la Paz, como motor principal del Sistema Integral, facilite la implementación progresiva de los demás órganos, en especial, de la Comisión para el Esclarecimiento de la Verdad y la Unidad de Búsqueda de Personas Desaparecidas, dado que todos sus componentes están interrelacionados y deberán funcionar articuladamente”, puntualizó Preti.

Finalmente, acentuó que es importante que la paz empiece por reconocer el valor y la dignidad humana de quienes piensan distinto, y que para que ésta sea sostenible, antes que nada, deben desarmarse las palabras y los corazones.

El Foro abordó temas fundamentales como el juzgamiento a militares, el conocimiento de conductas de terceros o civiles por la JEP, los pasos para el juzgamiento de guerrilleros y la mirada Internacional sobre la Jurisdicción Especial para la Paz.

Carlos Holmes, exministro de Estado, manifestó que las sanciones deben ser adecuadas y apropiadas, y que de cara a los retos que enfrentará la JEP en los casos de violación de derechos humanos, es importante que se cuente mínimamente con acompañamiento de las autoridades internacionales, de manera que se garantice que los temas de justicia contemplados en el Acuerdo no queden en la impunidad.

 

undp-co-foroJEP-2017

La Coordinadora del Programa de Justicia Transicional del PNUD, Isabel Albaladejo Escribano abordó una mirada internacional sobre la JEP.  Al respecto, subrayó que “Colombia tiene un gran reto con la puesta en marcha de un modelo de justicia transicional que responda a las necesidades del país, a las necesidades de las víctimas y a las necesidades de la paz. Y un camino para lograr este complejo proceso de construcción y reconstrucción del tejido social y político, es poniendo en práctica el enfoque holístico e integral de la justicia transicional previsto en el Acuerdo de Paz”.

Por último, destacó que, desde la visión de la comunidad internacional, algunos de los retos incluyen la participación de las víctimas, la integralidad de la respuesta de justicia -pronta y oportuna- a las víctimas, considerando técnicas y metodologías de la JEP para investigar más de 50 años de violencia, así como el marco normativo y la seguridad jurídica. “Que el ejemplo de dignidad y esperanza que las víctimas nos ha enseñado sea nuestra razón para seguir soñando con una Colombia sin niños, niñas, mujeres ni hombres afectados por la violencia,” concluyó.